Los Contactados III

Hace un tiempo les escribí sobre LOS CONTACTADOS (I) y LOS CONTACTADOS (II). Las respuestas a estos artículos fue muy numerosa, las inquietudes de los lectores muchísimas, pero siguen preguntando, algunos con expectativas y otros con conocimientos inadecuados.

El contacto con seres de otras realidades es un tema sumamente delicado que vengo manejando desde hace veinticinco años en forma pública y algunos más en forma privada. En mi obra EMISARIOS DEL MÁS ALLÁ publicada hace más de diez años, ofrecí muchas explicaciones que permiten ―a quienes tienen interés― guiarse, orientarse a entender como ocurre este evento, pues no lo considero un fenómeno. Sin embargo, pasados los años, no he cesado de investigar, estudiar y evaluar este tema.

Las redes, maravillosa tecnología, nos permiten informarnos en tiempo real de sucesos de todo tipo. Pero como todo, tiene dos caras: la de quienes se leen un libro o dos y se hacen “expertos” y así aparecen a los ojos públicos. Y la de quienes de veras estudian, cuestionan, indagan y buscan experiencias validadas por expertos, se convierten en verdaderos maestros de este tema delicadísimo.

Nada agrada más a un contactado que refrendarle que lo está haciendo bien y en buena lid, llevarle a un ascenso frecuencial que le permita continuar creciendo e instándolo a elevar su frecuencia desde el permanente trabajo interno. De la misma manera, nada hay que más moleste a otros, que señalarles errores harto evidentes pero que les bajan dos escalones en su calidad de contactados e insistirles en que deben mejorar su escala frecuencial, también desde el trabajo interno. Hubo quien en una oportunidad me dijo ¿“y eso pa que”? Cuando alguien que desea ser evaluado me trae un texto lleno de horrores, ya no errores, con responsabilidad e inmenso amor se lo hago saber, aun sabiendo la furia que esto acarreara. Un ejemplo de algo que me fuera enviado es alegar que se ha canalizado un contenido donde hablan de un elemental de la naturaleza, conocidos habitantes de la segunda dimensión, pero en esa errada canalización lo atribuyen a la tercera. En otro caso señalan en otra desacertada canalización que los ángeles pertenecen a la tercera dimensión cuando vastos estudios nos hablan de su estadía entre quinta y séptima. Hace poco me enviaron desde otro país para su evaluación, un supuesto contacto que refería que el 29 de un mes específico sería el momento del fin del mundo, cuando bien sabemos que no es usual más no imposible que den fechas ni nombres. Y en otra se habla de una estrella de cinco puntas, etc. Por cierto, uno de los significados esotéricos de la estrella de cinco puntas o pentáculo o pentagrama, es el hombre y el diablo, el bien y el mal, que observado desde otro ángulo semeja a un hombre siendo el vértice superior su cabeza y los brazos y piernas extendidas y separadas. Modelo que tomo Le Corbousier en su Modulor. En la magia Wicca, representa los elementos. Pero una estrella cósmica, esas que a diario vemos brillar intensamente en la bóveda celeste, tienen forma de globos, como el sol, etc. Evidentemente, un Maestro no dicta errores sino conocimiento de alta luz. Son muchos los ejemplos que puedo ofrecerles.

Y así por el estilo, la revisión de material “canalizado” que me es enviado, debe hacerse con sumo cuidado y seriedad para garantizar que es de total seriedad y validez. Tal como lo explico en mi obra antes citada, la metodología es diversa, el léxico usado es muy semejante, pero lo más importante del contacto es el contenido y veracidad del mensaje.

¿Puede ocurrir que un contactado de altísimo nivel descienda de este y contacte seres de menor frecuencia? Naturalmente que sí. Mantener el nivel frecuencial en forma estable no es fácil, requiere un sostenido trabajo interno, nutrir sus emociones a elevados niveles, una alimentación sana y un entorno acertado.

Entre más nivel y más alta la dimensión mayor es la acción de la frecuencia, por ello la insistencia del trabajo interno y el establecimiento de contacto a dimensiones superiores.

¿Y eso se logra? Voluntad e intención, sólo así. Reconocerse, aceptarse, trabajar el ser interno, respetar los talentos y reevaluar los errores. Allí, la soberbia, la ira, las emociones no cónsonas, deben ser erradicadas porque no tienen espacio en un verdadero contactado.

Podría pensarse que serlo es evolucionar hacia la perfección, pues…quizá sólo sea tener la extraordinaria oportunidad de ser instruidos por quienes ya pasaron todo lo que nosotros estamos viviendo ahora, siempre y cuando se desee ser alumno permanente y no maestro súbito.

Para que se efectúe el contacto, siempre habrá un anillo de Maestros instruyéndolo en todo momento, uno es el principal, pero siempre son diferentes los Maestros que los acompañan en cada paso del proceso según el escalón en el que estén. La función de ellos es guiar, orientar, alentar, motivar y estar a nuestro lado. La belleza del proceso es el autodescubrimiento. No debemos olvidarlo.

De nuevo los invito a aclarar inquietudes escribiéndome por Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Martha Rosenthal

Martha Rosenthal

http://miagendamagica.blogspot.com

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.